IKONOS PRESS
Aptdo 62.132 - 28080 Madrid- España
Teléfono: (34) 628 705 127
Fax: (34) 91 469 57 65
E- mail: editorial@ikonospress.com
Nº 173 AÑO XV - 2017

CON EL MANDO DE
OPERACIONES ESPECIALES

El Rey Felipe VI asistió el 21 de noviembre, al desarrollo de la operación “Lucentum” del Mando de Operaciones Especiales (MOE), en Alicante, con la que la unidad ha dado por finalizado su ejercicio más importante del año. Se presenciaron tres acciones en tres escenarios diferentes que, en circunstancias reales, tendrían que haber sido simultáneas, pero que se realizaron de forma sucesiva para hacer posible su seguimiento. 
 
LOS ÚLTIMOS REGRESAN

Siempre hemos argumentado que bien está cualquier excusa que nos  
sirva para celebrar, conmemorar, rememorar o volver a repasar la  
Historia, y más aún la historia militar.

En esta ocasión, el motivo es el estreno de una película de cine titulada  
“1898. Los últimos de Filipinas”, de la cual les hemos venido informando  
puntualmente desde que comenzó su rodaje.

Las películas históricas en España no son moneda común, y mucho menos  
las dedicadas a episodios de historia militar. En esta ocasión, aunque con  
un marcado tono antibelicista, nos llega esta esperada producción que es  
mucho más que el “remake” de su homónima de 1945.

La crisis del 98 es un tema muy recurrente en la historiografía española,  
pero son muy contadas las películas que sobre él se han hecho; por ello,  
siempre es bienvenida cualquier nueva aportación.

Este acontecimiento es una excusa perfecta para volver a echar la vista  
sobre uno de los episodios más heroicos y señeros de la Historia Militar  
española, y que tiene escaso parangón en el mundo. Cómo un pequeño  
destacamento de 52 soldados, aislados, sin ayuda alguna del exterior,  
pudieron resistir durante 337 días en una diminuta iglesia en un pueblo  
perdido en las montañas de Filipinas, es todavía uno de esos hechos que  
llaman poderosamente la atención; más aún si tenemos en cuenta que fue  
el último estertor de un imperio universal que tocaba a su fin.  

Como en casi todo, las interpretaciones que de él se hacen son numerosas  
y variadas. Algunas complacientes, otras críticas, y las más meramente  
descriptivas. Nosotros solamente queremos dar unas pinceladas de uno de  
las acciones heroicas más destacables de la historia militar  
contemporánea.
Si tuviésemos que resumirla, lo haríamos con la letra de una coplilla que se  
cantaba en la película “Los últimos de Filipinas” de 1945:

“Cinco mil filipinos, cuatro cañones, una bandera al viento, treinta  
españoles”.  

Los últimos vuelven. HM

Editorial FAM - Historia Militar